martes, 23 de febrero de 2010

Te busco en el silencio de mi soledad y sólo encuentro penumbra y sombras. Te llamo a voz en grito y mi voz se pierde en el eco de la inmensidad.
Intento tocarte y apenas si llego a rozarte. Mi corazón te reclama y el tuyo pertenece a un antiguo amor que a mi me quita la vida.
Ahora mismo sin tu saber que te miro, yo te observo. Ahora mismo sin tu saber que pienso, yo te pienso.
Y te hablo aunque no puedas oírme, te declaro mi amor y ni si quiera puedes sentirme. Acaricio tu cuerpo y sin que puedas notarlo, me atrevo y te beso.

Sin tu saberlo yo estoy ahí y por ti muero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario