miércoles, 29 de diciembre de 2010

MI SECRETO MEJOR GUARDADO...

Mi secreto mejor guardado lleva el nombre del amor. El nombre de la persona que amo desde hace años en lo más profundo de mi alma, el nombre de mi amor inalcanzable. Esa persona por la que daría mi vida sin pensarlo si quiera, esa persona que hace de mis días, días llenos de alegría con tan solo pensarla.
Ese nombre, por el cual sería capaz de entregarle mis ojos para que pudiese ver la belleza que contemplo al verle. Sería capaz de darle mis manos para que puediese sentir por un momento toda la ternura que hay en ellas y que tengo guardada sólo para saciar su piel.
Sería capaz por esta persona de regalarle mi voz para que siempre que quisiese, pudiese escuchar todas aquellas cosas bonitas que tengo escondidas para enamorar su corazón.
Mi secreto mejor guardado, hoy, vive en mí y sigue en mí como hace años y aún más fuerte cada día. Por tí sería capaz de ofrecerte mis pies, para cuando los tuyos esten doloridos, caminar por tí. Sería capaz de hacerte la persona más feliz del mundo, pues tengo millones de sonrisas sólo para tí, para esos momentos de tristeza y soledad. Tengo mil lágrimas también para acompañarte cuando sólo necesites llorar. Tengo fuerzas y ganas de vivir para cuando las tuyas decaigan puedas contar conmigo. Puedo ofrecerte confianza, respeto, humildad, sinceridad, y todas esas pequeñas cosas que tanto valoras. Mis sueños, mis ilusiones, mis complicidades contigo.
Mi amor...
Tan sólo puedo ofrecerte mi vida, a tí, mi secreto mejor guardado.
Mónica García Torres.

sábado, 18 de diciembre de 2010

A QUIEN QUIERO ENGAÑAR...

A quien quiero engañar...

Si cada vez que te pienso un nudo aprieta mi garganta dejandome sin aliento y anulando mis palabras. Si cada vez que tu recuerdo se me hace presente se nublan mis ojos, lloran y mis lágrimas recorren mis mejillas abrasándolas.

A quien quiero engañar...
cuando digo que no me duele esta distancia, si cada vez que estoy junto a tí y tengo que volver la despedida se me hace cada vez más amarga.

A quien quiero engañar...
cuando digo que no siento nada por tí que sólo es amistad, si lo que me tiene encrucijada es un amor callado durante años.

A quien quiero engañar...
si cada vez que me miras o sonríes, yo te correspondo con otra sonrisa, cuando lo que quisiera es abrazarte y besarte.

A quien quiero engañar...
si cada vez que lloras por alguien, yo seco tus lágrimas sin que te des cuenta, de que quisiera que esas lágrimas llevasen mi nombre.
Cuando te digo que me importas, por no decirte que eres mi vida.

A quien quiero engañar...
cuando digo a tu lado que tengo frío, cuando son esos escalofríos los que me haces sentir al tenerte cerca.

A quien quiero engañar...
cuando sueño con otras personas con tal de no soñar una y otra vez cada noche contigo y
cuando disimulo al mirarte, cuando desearia morir observandote.

A quien quiero engañar...
cuando te digo que te quiero y lo que querría decirte es, te amo.


Mónica García Torres

martes, 14 de diciembre de 2010

PERDONA SI UN DÍA, TE LLAMO AMOR...

Perdona si un día, te llamo amor...

Perdona si un día no puedo controlar mis impulsos y sin pensar si quiera que pueda pasar, me lanzo y te beso.

Perdoname, porque algunas veces te miro cuando tú no me miras, me embriago de tu dulzura, de tus palabras, de tu mirada, de esos ojos que tan cautívamente me tienen presa.
Perdona si algunas veces cuando estoy junto a tí, quiero ser tus pies, tus manos, tus ojos.
Perdoname por querer llenar mis sueños de ti .

Perdoname si un día, te llamo amor...

Perdona por querer tenerte siempre cerca, por robarte los suspiros que derraman tu alma.
Perdona amor, por nombrate a todas horas, por grabar los momentos que paso a tu lado a fuego en mi pensamiento y revivirlos contínuamente.

Perdoname por querer envolver cada palabra que pronuncian tus labios, en el mismo pañuelo que seca mis lágrimas. Perdóname por querer consolar mis lamentos con la melodía de tu voz, pero es la única forma de calmar mi alma y este sentir mío.

Perdóname si un día, te llamo amor...

Perdóname por que cuando estoy junto a tí, quisiera abrazarte y llevarte conmigo al fin del mundo. Por querer arrancar tu soledad, hacerla desaparecer y hacerla mía para que nada pueda hacerte daño.
Perdoname por permitirme la confianza de quererte y de robar al pensamiento para perderme en tus recuerdos.

Perdóname si un día sin darme cuenta, te llamo amor...


Mónica García Torres

lunes, 13 de diciembre de 2010

HOY TUS LÁGRIMAS...

HOY TUS LÁGRIMAS...
BROTARON DE TUS OJOS DESCONSOLADOS LLENOS DE ANGUSTIA.
HOY TUS LÁGRIMAS...
QUEMARÓN TUS MEJILLAS Y EL FONDO DE MI ALMA.
HOY TUS LÁGRIMAS ...
SE QUEDARÓN ENTRE MIS BRAZOS JUNTO A TU DOLOR, AMIGA MÍA.
HOY TUS LÁGRIMAS ...
QUISE RETENERLAS, ELIMINARLAS, INCLUSO HACERLAS MÍAS.
HOY TUS LÁGRIMAS ...
ME EMOCIONARON Y SOLO SUPE CALMAR TU SOLEDAD CON UNA SONRISA.
HOY TUS LÁGRIMAS ...
ME HICIERON VER CUANTO SIGNIFICABAS PARA MÍ Y MI PROMESA DE QUE NUNCA TE ABANDONARÍA.
HOY TUS LÁGRIMAS ...
ME RECORDARON CUANTO TE QUERÍA, Y LO MUCHO QUE NOS NECESITAMOS,
AMIGA MIA.
Mónica García Torres